Mónaco 0-3 Lyon: La expulsión de Cesc marca el encuentro

Cesc Mónaco

Una expulsión de Cesc Fábregas en la primera media hora de juego ha dejado al Mónaco sin ninguna posibilidad de ganar en su primer partido de liga. La Ligue1 arrancaba en el Stade Louis II y el equipo de Jardim ha revivido los fantasmas del pasado. Esta vez tenía a un rival complicado como es el Olympique de Lyon.

Lecomte debutaba bajo palos y el ex del Montpellier ha tenido graves errores en los tres goles del Olympique de Lyon. El primero llegaba en el minuto 5′, un remate de Dembélé de cabeza tras un corner en el que el meta galo se quedó a media salida. El segundo tanto fue en el minuto 36′ cuando no pudo despejar un disparo lejano de Memphis Depay que iba al centro de la portería y le pasó por debajo de las piernas. En el tercero, otro tiro desde fuera esta vez de Tousart, hizo que el meta fallase en su mala colocación.

Por tanto, el Mónaco vuelve a dejar malas sensaciones en este nuevo inicio de competición. El equipo está esperando más refuerzos en este mercado estival, ya que solo ha hecho tres: Gelson Martins, Lecomte y Rubén Aguilar, que hoy también ha sido titular en el lateral derecho del equipo mediterráneo.

Por su parte, el Olympique de Lyon olvida los malos resultados de la pretemporada, de los que se quejó el nuevo director deportivo Juninho. Ahora tanto él como Sylvinho, tendrán que felicitar a sus jugadores.

¿Injusta la expulsión de Cesc Fábregas?

El futbolista español vio el túnel de vestuarios en el minuto 30 de encuentro, cuando su equipo perdía por 0-1. Cesc pisó Léo Dubois en el tobillo, a priori, las sensaciones que dejaba el centrocampista era de ser una acción involuntaria, pero los gestos de dolor del lateral del Lyon no decían lo mismo. (ver aquí). El colegiado Ruddy Buquet tuvo que mirar el VAR, lo que certificó la expulsión del campeón del mundo con España en 2010.

error: Content is protected !!