Dos estrellas más en Cuarta francesa

La moda iniciada por Ludovic Giuly de acabar su carrera en cuarta división ha despertado una moda en la que los jugadores veteranos, lejos ya de un nivel profesional, deciden terminar su carrera en el fútbol modesto francés, caracterizado siempre por la extrema igualdad y extrema dureza con la que se celebran sus partidos cada fin de semana. El equipo que más veteranos se está llevando es precisamente el equipo de Giuly, el MDA Chasselay, que en el último mes y medio ha conseguido reclutar a Sidney Govou -Ex Lyon- y ahora se refuerza Jaouad Zairi, ex medio centro del Sochaux e internacional marroquí. El que también ha acabado en un equipo de cuarta división, pero esta vez en Burdeos, es una leyenda del fútbol francés como Ibrahima Bakayoko, que a sus 37 años dejará el fútbol en el Stade Bordelais.

La primera sorpresa del Chasselay fue Giuly. El año pasado ya había anunciado que se iba a Lyon a jugarsus últimos minutos como jugador al equipo en el que comenzó su carrera, pero lo que más ha sorprendido de su estancia en Rodano ha sido su profesionalidad, y su brutal nivel. Es el máximo goleador del equipo y además, consiguió clasificar al equipo para los dieciseisavos de la Copa de Francia siendo uno de los jugadores más destacados del torneo. Lamentablemente, el Chasselay, que es el equipo con más veteranos de cuarta categoría -Cuenta con Arnaud Lebrun, ex PSG en su plantilla, y tiene 40 años- está en descenso del grupo B de CFA, y la situación tenía que erradicarse cuanto antes. Para ello, fichó a Sidney Govou, un mito que tiene siete ligas de Francia y por último, a Jaouad Zairi, un jugador no tan mediático como Govou, pero que ha marcado una era en los equipos franceses por los que ha estado. Zairi, además de haber disputado más de 3 Copas de África, es el único jugador junto a Cédric Faure que ha ascendido a la Ligue 1 con dos equipos distintos. Lo hizo con el Nantes en 2007 y un año después lo consiguió con el Sochaux. Además, dio la campanada al ganar la Copa de la Liga con el casi extinguido Gueugnon en el año 2000. Es sin duda, otro fichaje más para que el Chasselay pueda salir del descenso. Con un equipo que tiene a tres jugadores con nivel Ligue 1 actualmente.

El último en poner rumbo a la cuarta división francesa ha sido Bakayoko. Un jugador que ha pasado por tantos equipos que nunca ha tenido uno donde haya predominado su estancia. En total, desde que debutara en 1994 con el modesto Stade D’Abijan, Bagayoko ha pasado por nada más y nada menos que 13 equipos en total. Estuvo tres años en el Montpellier, cuatro temporadas en el OM, y uno en el Istres. Tras pasar por numerosos equipos como el Osasuna, el PAOK o el Livorno -Compartiendo delantera con Tristán- el veterano delantero de Costa de Marfil acabará su carrera en el modesto Stade Bordelais de cuarta división. Una cuarta división con más mitos que posiblemente en tercera o segunda.

 

 

About author

Andrés Onrubia

Nací el mismo año que Francia ganó su único Mundial. Casualidad o no, su fútbol es el que más me estimula y el que más me gusta. Creé Fútbol desde Francia para animar a ver el fútbol francés a la gente que sólo conoce el fútbol francés por Zidane. Amante de la música, del deporte en general y fan absoluto de Brandao.

Related Articles

error: Content is protected !!