El bendito problema del PSG, ¿será Buffon titular?

La llegada de Gianluigi Buffon a París ha supuesto una gran fiesta en el Parc des Princes. El italiano se ha convertido en el mejor portero que ha vestido la camiseta del Paris Saint-Germain. Sin duda alguna, la portería del equipo parisino ha sido un auténtico quebradero de cabeza para Nasser Al-Khelaïfi. El dirigente qatarí siempre ha intentado dar con la tecla adecuada para cubrir ese puesto pero sin fortuna.

Lo intentó con Salvatore Sirigu, quien disputó unas brillantes primeras temporadas pero que se fue desinflando poco a poco. La llegada de Kevin Trapp, procedente del Eintracht puso ya en la cuerda floja al italiano. Y la vuelta de Alphonse Areola ya definitivamente le mandó a la puerta de salida. Sin embargo, la pelea entre estos dos últimos porteros ha sido notable. Con Unai Emery, Areola se convirtió en el portero de las grandes ocasiones, y al alemán le regalaron para los partidos menos interesantes, es decir, la Copa de Francia y Coupe de la Ligue.

Con el fichaje de Buffon, habrá nuevamente un problema en la portería capitalina. Areola ya ha manifestado que su intención es ser titular y no suplente, y ofertas de Italia han llegado a su agente Mino Raiola. No obstante, cabe la posibilidad de que quiera quedarse como suplente del italiano para aprender aún más, pero el galo quiere luchar por el puesto. En el caso de Kevin Trapp, la llegada de su compatriota Thomas Tuchel al banquillo, le podría mantener en las filas del PSG, como segundo, un puesto que le ha permitido ir al Mundial de Rusia con Alemania.

Gianluigi Buffon dará ese carácter al equipo

Llega la veteranía del ex guardameta de la Juventus a un PSG necesitado de jerarquía en esa posición. Dos temporadas, una optativa, en las que Buffon aterriza como un desafío. “Me ha gustado que el PSG me haya contactado. Había ya previsto otra cosa para mi futuro. Pero en mí, tenía la ambición y la esperanza que algo iba a llegar. Sentía en efecto que tenía todavía algo que dar. Esto es lo que ha pasado. La vida es imprevisible. Evidentemente, tengo 40 años, pero un buen estado de salud y de cabeza. Todo el mundo intenta tener un lugar importante en este efectivo. Voy a intentar que seré siempre un gran portero”, comenta Buffon en su presentación.

Por tanto, el italiano lógicamente llega con ganas de disfrutar pero también de demostrar su calidad. La juventud de Areola puede ser otro desafío para él y también para el portero galo, que intentará batirse con uno de los mejores porteros del mundo. La solución la tiene Thomas Tuchel que viene para hacer grande al PSG. No obstante, Buffon llega para dar experiencia cuando el equipo juegue en Liga de Campeones, y evitar así los fallos que otros metas han tenido en estas competiciones.

 

 

 

 

About author

Jaime Bonnail

Periodista y director de Futboldesdefrancia.com

Related Articles