El Paris Saint-Germain tiene en su cantera una mina de oro

Paris Saint-Germain cantera

El Paris Saint-Germain continúa dejando marchar a sus perlas de la cantera. Este verano, el equipo parisino ha hecho una gran caja tras vender a la mayor parte de sus jóvenes jugadores. Únicamente, Colin Dagba y Adil Aouchiche, ambos titulares en el encuentro ante el Metz, siguen contando para el técnico alemán Thomas Tuchel.

En total, el PSG se ha embolsado más de 60 millones de euros. El último traspaso ha sido el de Stanley Nsoki hacia el Niza con un precio de 12,5 millones de euros. A este hay que sumarle el de Zagre, dirección Mónaco por 10 millones de euros, Diaby por 15 millones al Bayer Leverkusen, Christophe Nkunku al Leipzig por 13 y Timothy Weah, que se ha marchado al Lille por 10 millones de euros. A todos estos jugadores, se deben añadir más futbolistas del equipo, algunos de ellos del U19: Postolacchi (Lille), Toufiqui (Caen), Ouvry (Chartres), Luzayaido (Orleans), Descamps (Charleroi), Williams (Strasbourg).

Por tanto, la política de traspasos en el Paris Saint-Germain se ha fijado en los jóvenes canteranos del club. En las ventas se ha incluido un porcentaje de reventa, que hará que el club parisino ingrese en el caso de que alguno de ellos sea comprado por otro club. Jugadores de la talla de Diaby o Nkunku, apuntan bastante alto, y en la Bundesliga su precio puede ascender de forma considerable. Un escaparate para los grandes equipos del continente.

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *