Helena Costa critica al Clermont

La entrenadora portuguesa Helena Costa se ha despedido esta mañana del Clermont tras un comunicado donde desvela los entresijos del club de la segunda división francesa.

«Mi salida es debido a una serie de circunstancias que cualquier entrenador no podría admitir. Es una falta total de respeto y una falta de profesionalidad. El director deportivo quería fichar jugadores sin mi consentimiento, que soy la que entrena al equipo. Algo que he encontrado por tanto inaceptable en una estructura profesional como ésta. Encontrándome a los nuevos jugadores en la lista de los que tenían que pasar las primeras pruebas médicas, sin que a mí se me haya dicho nada. Además, menos profesional todavía, es que el director deportivo no me responda a los emails, ni a otros mensajes enviados cinco mensajes antes del fichaje», comenta Helena.

«Las únicas informaciones que he recibido me han llegado por medio de la secretaría del club. A partir de este hecho, yo he manifestado al director deportivo mi desacuerdo, y su respuesta ha sido que le canso con tantos email, que no estaba a mi disposición. Lo mismo ha pasado con los partidos amistosos, de los cuales he sido informada por email. Por falta de información, las reuniones con el staff técnico han sido anuladas, otra prueba más de la poca profesionalidad del club», critica Costa.

Debido a todas estas situaciones la portuguesa solicitó una reunión con el presidente para comentarle sus disconformidades ante esta gestión mediocre, y dejaba entrever su marcha si el director deportivo, Olivier Chavanon, seguía en su puesto, algo a lo que nunca le contestó Claude Michy.

Tras estos hechos Helena Costa lamentaba la situación: «Llegué ayer la primera al club, a las 6:45, para tener una charla con el presidente. Sentía un disgusto tremendo por esta falta de comunicación ante esta situación tan grave. No quería encontrarme con los jugadores para hablar con el presidente y el director deportivo. Este último, tras una larga discusión ha reconocido haber cometido errores en su manera de comunicarse conmigo. Yo he informado a todas las personas presentes de mi decisión de dimitir. Yo siempre lo he dicho, yo soy exigente conmigo misma  y quiero tener la confianza de los demás. Estas circunstancias me han hecho decidirme».