Un Mónaco a medio gas

El Mónaco ha dado un pasito más en la lucha por la Champions. Los pupilos de Claudio Ranieri han logrado tres puntos que le acercan a la fase de grupos de la máxima competición continental. El partido arrancó con un tempranero gol de Dimitar Berbatov en el minuto 5 de partido. Fue un gol de veterano, con garra y temple. Se plantó en el área y alzó el balón al palo largo donde se coló con suavidad. Una volea precisa y bonita. Si es verdad que se sobró un poco pero no quita que sea un tanto magnífico. Pasaron los minutos y el Mónaco llevaba el dominio. El propio Berbatov gozó de alguna ocasión más para incrementar el marcador y Germain lo intentó también. La primera mitad dejó pocas sensaciones y fue algo descafeinada pero se vieron ocasiones certeras y peligrosas.

dimitar-berbatov-lors-match-contre-lens-26-mars-2014-1542537-616x380

En la segunda parte el Niza cogió algo más las riendas del partido y supo poner en aprietos al Mónaco que parecía conformado con el 1-0 y sumar tres puntos más al casillero. En el minuto 56 volvió Darío Cvitanich después de un tiempo lesionado. El argentino entró por Maupay y gozó de 34 minutos para volver a coger minutos de competición. Con el paso del partido, el Mónaco se hacía con la pelota y la aguantaba en mediocampo. El Niza estaba muy bien colocado y sacaba todo lo que el Mónaco creaba. Llegado el minuto 62, Subasic se exhibió con dos paradas que evitaron el empate visitante. El croata sigue ganándose la vitola de titular en el Mundial y sigue desafiando a Pletikosa que es titular también el Rostov ruso. Ranieri reforzó el mediocampo con la entrada de Kondogbia por Germain y así mejorar la salida de balón para llegar más cómodo arriba. Ni aún así. El Niza siguió dando guerra y Cvitanich avisó varias veces. Una de ellas en una pérdida absurda de Raggi. James acabó arriba con Berbatov y el Mónaco encerrado abajo. Fueron pasando los minutos y Ranieri hizo dos cambios más que apenas solucionaron nada. Berbatov se retiró en el min84 para llevarse la ovación del Louis II y entró el eléctrico Rivière que apenas tuvo tiempo. Sin duda el hombre del partido ha sido Danijel Subasic al cual le deben esta victoria. Mucho debe espabilar este Mónaco o algún susto se llevará de aquí a Mayo como no mejore su juego.

Tagged with:

About author

Roberto Fernández

Especialista en fútbol internacional, el fútbol francés lo sigo a fondo y cada día abro más mundo. Creador de @FT_Total

Related Articles